Skip to main content
Giving to UC Davis Health System

Giving to UC Davis Health System

NEWS | July 22, 2011

El cáncer de mama avanzado es más mortal en las Afroamericanas, con o sin radioterapia

(SACRAMENTO, Calif.)

Investigadores de UC Davis han descubierto que las afroamericanas son más propensas que otros grupos étnicos y raciales a morir de cáncer de mama avanzado y que la desigualdad no se puede explicar por el hecho de que las afroamericanas sean menos proclives a recibir radioterapia, que es un tratamiento estándar para enfermedades en estado avanzado.

"Sabíamos por nuestro estudio anterior que las afroamericanas con cáncer de mama avanzado eran menos propensas a recibir tratamiento con radiación, y esperábamos que sus índices de supervivencia serían más bajos por esta razón", dijo Steve R. Martínez, investigador principal del estudio y profesor asistente de cirugía oncológica en el Centro de Cáncer de UC Davis. "Nos sorprendió descubrir que la situación de las afroamericanas es peor independientemente de si reciben radioterapia o no, y que en realidad parecieran responder menos a uno de los tratamientos más importantes".

El estudio, publicado en Internet en la revista Cáncer, evaluó la información de más de 12,000 pacientes del registro de Observación, Epidemiología y Resultados Finales con cáncer de mama avanzado entre los años 1988 y 2005. La información permitió hacer un análisis de las pacientes según grupos étnicos y raciales, tipos y características de cáncer de mama, tipos de cirugía y si habían recibido radioterapia o no. Se determinaron índices de mortalidad por cáncer de mama y otras causas.

Un estudio previo del grupo de investigación de Martinez indicó que las afroamericanas son menos propensas que las anglosajonas y las asiáticas a recibir radioterapia después de una cirugía de cáncer de mama. Sin embargo, de acuerdo al estudio actual, la mortalidad de las afroamericanas fue más del 50 por ciento más alta que la de las pacientes de otros grupos raciales y étnicos independientemente de si recibieron radioterapia o no. Esto indica que la falta de radioterapia no era un factor en la mayor mortalidad, y genera preguntas sobre cuáles son las causas reales de los índices más bajos de supervivencia.

Si bien en el estudio anterior se observó que las hispanas, como las afroamericanas, eran menos propensas a recibir radioterapia, este estudio indicó que sus índices de supervivencia eran iguales a los de las pacientes anglosajonas y asiáticas. La razón por la cual las hispanas tienen mejores índices de supervivencia que las afroamericanas también se desconoce.

En general, la radioterapia se recomienda para todas las pacientes con cáncer de mama a las que se les ha realizado una tumorectomía (extracción sólo del tumor y el tejido circundante) como así también para aquellas con una mastectomía (extirpación completa de la mama) si el tumor es grande o si se encuentran por lo menos cuatro nódulos linfáticos cancerosos. Estas pacientes con cáncer de mama avanzado típicamente también son tratadas con hormonas o quimioterapia antes o después de la cirugía.

"Por qué la situación es peor para las afroamericanas con cáncer de mama es la pregunta del millón", dijo Martínez. "Este estudio es significativo en las preguntas que genera, y es esencial que busquemos las respuestas mientras avanzamos".

Según Martínez, algo que puede explicar la desigualdad es que las afroamericanas tienen una forma de cáncer de mama biológicamente distinta, que es más agresiva y que responde menos a la radiación y otras terapias. Las afroamericanas también pueden tener más predisposición a complicaciones graves de la radioterapia, como derrame cerebral, enfermedades cardíacas y daño a los pulmones.

Otros estudios también han indicado que las afroamericanas son menos proclives que las anglosajonas a recibir quimioterapia o terapia hormonal, lo cual puede explicar sus índices más altos de mortalidad. Martínez desea explorar esta posibilidad. Desgraciadamente, dijo Martínez, la información sobre el uso de terapia hormonal o quimioterapia no es tan accesible en los registros actuales como la información sobre radioterapia. Porque hay tantas causas de desigualdades de salud, es esencial estudiarlas y entenderlas mejor para mejorar la atención a todos los pacientes, dijo Martinez.

"Las desigualdades pueden ser el resultado de acceso limitado a atención médica, en cuyo caso la investigación en estas áreas puede ayudar a concentrar el dinero de salud en comunidades con mayores necesidades", dijo. "Las desigualdades en la supervivencia del cáncer también pueden ser el resultado de diferencias biológicas del tumor en distintas poblaciones. Identificar estas diferencias biológicas nos puede ayudar a identificar terapias de tratamiento específicas y más individualizadas".

Además de Martinez, otros autores del estudio "¿Tienen influencia en la supervivencia de pacientes con cáncer de mama avanzado las desigualdades en el uso de radiación?" incluyeron Warren H. Tseng, Robert J. Canter, Allen M. Chen, y Richard J. Bold, todos de UC Davis. Otro autor, Steven L. Chen, anteriormente jefe de cirugía de mama en UC Davis, ahora está con City of Hope en Duarte, Calif.

La investigación fue apoyada por una subvención del Centro Nacional de Recursos de Investigación, parte de los Institutos Nacionales de Salud (NIH, siglas en inglés) y su Plan de Investigación Médica.

Centro de Cáncer de UC Davis
El Centro de Cáncer de UC Davis es el único centro designado por el Instituto Nacional del Cáncer que presta sus servicios en el Valle Central y el Norte de California, una región de más de 6 millones de personas. Sus principales especialistas ofrecen atención integral y compasiva a más de 9,000 adultos y niños cada año, y dan a los pacientes acceso a más de 150 ensayos clínicos en cualquier momento dado. Su programa innovador de investigación incluye a más de 280 científicos de UC Davis y del Laboratorio Nacional Lawrence Livermore. Esta sociedad única, la primera entre un centro de cáncer de envergadura y un laboratorio nacional, ha hecho posible el descubrimiento de nuevas herramientas para diagnosticar y tratar el cáncer. A través de la Red de Atención del Cáncer, UC Davis está colaborando con varios hospitales y centros clínicos por todas las regiones del Valle Central y el Norte de California para ofrecer a los pacientes con cáncer los servicios más avanzados de atención. Para mayor información, visite cancer.ucdavis.edu.